Finales LNB

Gimnasia dominó sin fisuras y empató la serie: 81-75

23:21 09/07/2015 | Gimnasia se llevó el J4 de las finales e igualó la llave. Con mucha intensidad y varios puntos altos (Schattmann y Clancy), opacó a un Quimsa incómodo.

Enorme lo de Clancy, que se fajó y tuvo una labor tremenda en defensa cuando Quimsa buscó su último sprint. (foto: Ligate Una Foto).

LIGA NACIONAL

- POSICIONES

- RESULTADOS

- ESTADISTICAS

- CALENDARIO

 
- QUIMSA (2) – GIMNASIA (1)

. Juego 4: Gimnasia 81 - Quimsa 75 (2-2)

 

Gimnasia Indalo se quedó con el Juego 4 de las Finales de la Liga después de volver a ganarle a Quimsa por 81-75. El equipo comodorense volvió a ganar en el Socios Fundadores, pasó de estar abajo por 2-0 a empatar la llave 2 a 2 y dejar una serie abierta de cara a lo que viene en Santiago del Estero. ¿Las claves? Enorme intensidad desde el primer minuto, juego sin fisuras ni grietas, y labores fundamentales de Leonel Schattmann (24 puntos) y Sam Clancy (11 puntos, 12 rebotes y 2 tapones).

 

Cavaco abrió el juego encendido desde el perímetro y en su primer intento encestó un bombazo que rompió el cero en el marcador. De Los Santos, el que más propuso desde el local, empezó a manejar los hilos de su equipo desde el minuto inicial y en base a una defensa compacta los primeros que tomaron ventajas fueron los comodorenses.

 

A Quimsa no se lo vio cómodo en dicho arranque. Falto de efectividad y acosado por la defensa de Gimnasia, a los santiagueños les costó entrar en juego y tras un doble volado de Aguerre el marcador pasó a ser 13-4 abajo para la Fusión. Seguro, Gimnasia se mostró seguro elaborando desde atrás y obligó que en la otra vereda Santander pidiese un tiempo muerto, empujado para buscar la reacción de su equipo (13-4).

 

Gimnasia supo dominar y ser intenso durante más de ocho minutos, consiguiendo una buena ventaja de 19-8 a poco del ciere. Sin embargo, desde Quimsa apareció una reacción tremenda y en un abrir y cerrar de ojos la historia empezó a cambiar. ¿Cómo? Con los triples, porque la Fusión metió tres bombazos consecutivos (dos de García y uno de Mainoldi) y cerró el primer parcial abajo por 19-17 (tremendo parcial de 9-0 para arrimarse).

 

La puntería desde el perímetro por parte de Quimsa continuó en el inicio del segundo segmento (Pérez). Sin embargo, a pesar de que la visita pasó al frente 20-19, Gimnasia volvió a hallar efectividad y comenzó a tener su propia racha. El partido se equilibró bastante, pero en el trámite el buen ordenamiento de Gimnasia fue evidente.

 

Schattmann gozó de un buen momento, mientras que Guaita ganó de forma excelentes sus duelos en la pintura ante Crawford (3 faltas) y Battle (2). El pivote nacional generó esa fricción, sacó ventajas y poco a poco los comodorenses se fueron acomodando cada vez más (33-26). Con muchas complicaciones para anotar y una defensa local que prácticamente marcó el pulso del encuentro, Quimsa generó 10 pérdidas en casi 18 minutos de juego.

 

Hasta el momento se planteó un partido de rachas, porque Quimsa logró apagar y maquillar la muy buena performance de Gimnasia en base a un pequeño pero interesante pasaje productivo. Los santiagueños presionaron de forma más intensa, secaron al anfitrión en los tiros de campo y con conversiones de Deck y Pérez (otro triple) se arrimaron en el score. En el último minuto del periodo Gimnasia ajustó un poco más, enderezó el timón y consiguió entrar al descanso largo ganando 37-32.

 

En el balance Gimnasia terminó siendo más productivo, obligó muchas pérdidas por parte de Quimsa y se mostró claramente más intenso desde la defensa. Sin embargo, las rachas de la visita (muy apoyado en el tiro exterior) le dieron vida a Quimsa, que hizo negocio a pesar de estar jugando en un nivel maniatado. ¿Otro factor a destacar? La perfecta eficacia de los comodorenses desde la línea de libres con 13/13.

 

Gimnasia le dio continuidad a sus excelentes primeros veinte minutos en el arranque del tercer periodo. Si bien hubo un parcial de 7-0 que despegó el marcador a 44-32, lo más importante es que los anfitriones lograron plasmar su rendimiento sólido en el marcador y comenzaron a escaparse ante un Quimsa incómodo.

 

El problema del local volvió a originarse cuando le dio cierta libertad a Quimsa. No por decisión propia sino por un desacierto al no llegar a tiempo con las marcas, Gimnasia dejó un pequeño hueco en su tremenda defensa, Quimsa aprovechó y se puso 48-41 con una bomba de Mainoldi. No obstante, los comodorenses recuperaron algo de aire con Aguerre (51-41), y lo más importante de todo es que lograron sostener esa gran intensidad que tanto rédito les viene dando.

 

Los arrestos de Quimsa llegaron con algunas buenas intenciones de Deck, sin embargo a la visita le faltó bastante gol y la tendencia siguió favoreciendo a un Gimnasia mucho más cómodo. Al finalizar el tercer segmento, Gimnasia se terminó llevando una ventaja de doce unidades (58-46) en un partido que pareció tener bajo control.

 

El partido se ajustó decididamente y Quimsa empezó a apretar el trámite poniéndose más sólido. Los de Santander cambiaron no sólo desde la defensa sino también desde el ataque, mostrándose mucho más intensos y arrinconando a Gimnasia. En ese pasaje comprometido, Clancy se volvió vital para sostener a Gimnasia y permitir que el local siga dominando en el marcador (66-62).

 

El extranjero de Gimnasia, de lo más importante en el momento caliente del juego, se llevó el duelo ante Battle y en defensa se alzó como uno de los comodines con los que contó el equipo de García. Quimsa no le perdió el hilo y buscó constantemente desequilibrar el juego, pero el dueño de casa no se inmutó y mantuvo la brecha (68-62) a menos de tres minutos para finalizar el encuentro.

 

Si en un momento el termómetro de Gimnasia fue Clancy, el otro protagonista clave para mantener a los comodorenses en plenitud fue Schattmann. Con la confianza por las nubes, su habitual mano picante y una mentalidad fría, Schattmann reapareció en el pasaje más importante para sostener las ofensivas y el goleo de Gimnasia, permitiendo que el local entre al último minuto ganando 76-72.

 

Pero nada estaba dicho a pesar del poco tiempo que sostuvo el reloj, porque Quimsa siempre encontró reacción en una serie de arrestos y una bomba de García le puso más suspenso a la noche. Claro, el inconveniente para Quimsa es que tuvo que cortar a Gimnasia y desde la línea el local estuvo tremendo, terminando de llevarse el juego por 81-75 y forzando que la serie tenga sí o sí un sexto juego: 81-75. Ahora, la acción se trasladará a Santiago del Estero para vivir las finales a partir del Juego 5.

 

 

Lucas Leiva / lucasleiva@basquetplus.com

En Twitter: @lucassleiva

En Twitter: @basquetplus

 

 

 

 

 

 

Compartir