Finales La Liga

Herrmann: "Desde Obras hicimos buena química y hemos dado un pasito más"

03:23 15/06/2016 | El santafesino habló con Básquet Plus en la antesala al arranque de las finales de la Liga, analizó el año del Ciclón y el momento en el que llegan.

Herrmann analizó el momento de San Lorenzo antes de las finales. (Foto: archivo La Liga Contenidos).

San Lorenzo finalmente llegó al lugar en el que tanto se lo posicionó por momentos. Después de armarse un equipo con chapa para ser candidato por historia y por la calidad de cada uno de sus jugadores, el Ciclón arribó a los playoffs de la Liga con ciertas incógnitas pero a medida que fue pasando la postemporada reafirmó esa valiosa condición de protagonista hasta meterse en la actual final de la competencia. Dejó atrás una fase regular un tanto inestable para plasmar un altísimo nivel a la hora de la verdad.

 

Así fue como los de Julio Lamas se terminaron de recibir de equipo en estos playoffs, con jugadores de amplia jerarquía los cuales se motivan más con estas instancias y ahora soñando con poder elevar su historia dentro de esta temporada de regreso a la elite en la búsqueda del título. Y si de baluartes hablamos, Walter Herrmann habló con Básquet Plus y se refirió a todo lo que ha girado en torno al año y al momento en el que se encuentran los de Boedo.

 

- ¿Te sigue pasando algo a esta edad con el hecho de jugar una final de Liga? Hace un tiempito no jugás una.

. La verdad es que te sigue pasando de todo. El año pasado cuando jugamos con Brasil me pasaba lo mismo, era otro país pero las finales son todas iguales. Con bastante ansiedad más que nerviosismo, y obviamente con muchas cosas que se te cruzan por la cabeza.

 

- ¿Que sea San Lorenzo es un asterisco o es lo mismo que jugarla con Flamengo, Atenas o el Tau?

. En realidad el caso mío es raro, muy raro porque nosotros de familia es que somos de club. Desde chico me crié con mi viejo lavando el auto los domingos mientras escuchábamos el partido de San Lorenzo y sinceramente nunca me imaginé jugando al básquet en este club. El proyecto de San Lorenzo donde hace dos o tres años comenzó el auge del básquet fue una cosa nueva, por eso era muy raro para mí el estar en un equipo de Liga con San Lorenzo. Por eso te digo que se cruzan muchas sensaciones y recuerdos, y sobre todo esa ansiedad de que las finales arranquen ya.

 

- ¿Tenés familiares de ese grupo de San Lorenzo que estén tan pendientes?

. Todo el mundo. Sacando mi hija chiquitita que va al colegio donde todas las amiguitas de son de River y ella también dice que es de River, el resto todos, mis dos hijos y hasta mi mujer que es malagueña es de San Lorenzo. En ese sentido toda la familia, los parientes, los tíos... todos están expectantes de esta final.

 

- Vos jugaste en muchas ligas del mundo y también en la Liga Nacional, ¿Durante el año cómo fue tu expectativa? ¿Fue cambiando mucho?

. Cuando arrancó la competencia la idea era estar lo más arriba posible. Comenzamos la Liga muy bien, con mucha confianza, buen juego y jugando sueltos, y parecía que el equipo iba a jugar de esa manera todo el año. Pero tuvimos muchos altibajos, cambios de americanos, formas de jugar donde en algunos partidos no encontramos bien la química y se nos complicó, y en el último mes a hoy cambiamos de nuevo a la primera versión nuestra. Por eso estamos acá.

 

- ¿En esos cinco meses de posible incertidumbre que pasaron en el medio te imaginabas que podía llegar a pasar esto de aparecer en el momento en el que tenían que aparecer?

. Con los años que llevo jugando al básquet sé que cuando empiezan los playoffs es otra Liga, completamente distinta para bien o para mal pero es algo distinto. Sabíamos que cuando empiezan los playoffs, más allá de la localía y demás, cada partido es un mundo. Igual es verdad que durante el año tuvimos tres o cuatro partidos seguidos perdidos, las cosas no andaban bien y obviamente nos preocupábamos.

 

- ¿En los playoffs qué tan importante fue el valor de la experiencia con trío de jugadores de Mata, Penka y vos, más Julio? ¿Pesó o fue menos de lo que por ahí la gente de afuera cree?

. No, creo que es una tranquilidad. Cuando entro a la cancha, muchas veces si por ahí no tenés una buena noche, sabés que te aparecen algunos de tus compañeros para salvarte y que las cosas van a ir bien igual. Cuando jugás en algunos equipos donde vos sos la única vía ofensiva y el resto no acompaña tanto por ahí es más difícil porque tenés muchísima más presión. En este caso justamente somos un equipo y también estuvimos muy acertados con el tema de los americanos, este último fichaje (NdR: Matthew Bryan) ha sido excelente para que el equipo levante. Creo que hicimos una buena química desde el partido con Obras, y desde que empezó esa serie estamos haciéndolo un pasito mejor de lo que lo veníamos haciendo en la fase regular.

 

- ¿Pesa en algo el cansancio? ¿Haber no llevado ninguna serie hasta el partido final los beneficia?

. No lo sé, me parece que cuando empieza el playoffs vos te olvidás de todo. Incluso con las lesiones, quizá tenés una tontería y sin embargo cuando comienza el partido te olvidás absolutamente de todo. No sé cómo sería si hubiésemos llegado a quinto juego en cada una de las series anteriores, pero me parece que todos tienen un buen descanso entre serie y serie, no es que estás jugando a los dos días. En ese sentido cada serie que se empezó me parece que todos las arrancamos de la misma manera.

 

- ¿Y visualizás esta final? Jugaron dos veces y no les fue bien.

. Sabemos que va a ser durísima. Cuando ellos estaban jugando la semifinal sabíamos que si nos tocaba Olímpico la localía iba a ser muy fuerte, iba a ser muy difícil ganar un partido de visitante y también sabíamos que si ganaba Formosa íbamos a tener la misma desventaja. Siempre estaba eso de preguntarse si convenía Olímpico o Formosa, que Olímpico es más fuerte o que Formosa no tiene presión. Los dos partidos que jugamos contra ellos los perdimos, entonces tenemos que ser cautelosos porque más allá de que la gente crea que San Lorenzo puede tener algún nombre más que Formosa la hora de la verdad se va a ver en la cancha, y nosotros en ese sentido perdimos los dos con ellos.

 

- Se enfrentan los dos mejores equipos de visitante.

. Sí, la verdad es que es curioso. Nosotros cuando jugamos de local nos sentimos muy cómodos porque tenemos gente que desborda el estadio de Ferro cada vez que jugamos, y también nos ha pasado muchas veces que jugamos de visitante y han venido mucha gente a acompañarnos. Pero ya te digo, nosotros somos conscientes de que si queremos salir campeones tenemos que ganar de visitante, no tenemos otra opción.

 

- Decime tres cosas que siempre definen una serie final.

. Creo que los nervios son fundamentales. Nervios o ansiedad, es una mezcla un poco rara. Muchas veces empieza el partido y el primero que saca una pequeña hace poner loco al otro equipo. Es mucho de la cabeza, mucho mental. Después dependés muchísimo del factor suerte con el tema de las lesiones, eso está clarísimo porque una pequeña tontería te deja afuera a un jugador clave y ahí estás en el horno. Y el otro factor muy importante es la localía, que en ese sentido tenemos que trabajar para conseguir y recuperarla porque ahora la tienen ellos.

 

 

Fabián García / [email protected]

En Twitter: @basquetplus

 

 

Compartir

 



close Don't Show Again

Your browser does not support iframes.