Estados Unidos

La historia de Popovich, Duncan y el pastel de zanahoria

22:55 26/11/2019 | Hace un par de días el diario San Antonio Express dio a conocer el famoso gesto, en el cual el entrenador llevaba el postre a la puerta de la habitación del jugador.

Duncan fue uno de los mejores de la historia (Foto: NBA)

Apenas unos días después del retiro de Tim Duncan, Gregg Popovich contó en una conferencia de prensa que lo que más extrañaría del jugador sería "tomar un pedazo de pastel de zanahoria". En ese momento nadie se lo tomó en serio, todos pensaron que era una tomada de pelo más del entrenador de San Antonio. Sin embargo, hace un par de días, gracias al diario San Antonio Express, se conoció la famosa historia de la comida mencionada por el de pelo blanco.

Ajenos a mostrar cariño, sobre todo Duncan, la historia sorprende por lo tierna y entrañable de sus protagonistas. Sin más preámbulos, el director técnico texano recordó que, cada vez que el equipo estaba de gira, él y su staff se iban a cenar a algún restaurante que tenga buenas reseñas en la revista Zagat. Al final de cada comida, Pop solía pedir un pedazo de pastel de zanahoria para llevar, el cual siempre dejaba en la puerta de la habitación de Duncan. 

Mitad ritual, mitad cábala, el gesto se convirtió en un uso y costumbre que formó un hilo rojo entre ambos, un lazo de amistad que los unió para siempre. "Tuve que sacarme de la cabeza el impulso de ir a comprar pasteles de zanahoria cada vez que jugábamos fuera", expresó en esa misma entrevista. 

Compartir

 



X