NBA 2020/21

La historia de rock detrás de la nueva camiseta de Cleveland

09:21 05/12/2020 | Los Cavaliers presentaron un pálido uniforme para su City Edition 2020/21. Pero la sobriedad tiene un grandioso significado oculto.

Los Cavaliers innovaron (Foto: NBA)

La NBA es un espectáculo constante y jamás nos cansaremos de decirlo. Desde las presentaciones en los estadios hasta los traspasos, altos contratos, rivalidades y relatos épicos, la liga norteamericana tiene un poco de todo dentro, pero, aún más importante, fuera de las canchas. La accesibilidad de los fanáticos para ver los juegos on demand, el merchandising y las publicidades son algunas de ellas, no las únicas.

Además de éstas, una variante que sin dudas hace ganar devotos al deporte de la naranja es la versatilidad de camisetas que se presentan temporada a temporada. Con la llegada de Nike a la escena también arribaron los uniformes especiales denominados City Edition y en la 2020/21 la mayoría de las escuadras crearon diseños enfocados en destacar las particularidades de cada lugar. 

Milwaukee hizo un uniforme azul y celeste en honor al nombre de la ciudad, que significa lugar de reunión en la orilla, y los Suns hicieron un valle por el relieve de colinas de Arizona. Los conjuntos dan un paso al frente en elegancia y clase, pero también hay excepciones y, quizás, a los seguidores del torneo no les llame la atención la que presentaron los Cavaliers, quienes dieron a luz a una camiseta negra sin muchos detalles más allá de su excéntrico establecimiento de la palabra Cleveland. 

El significado oculto detrás de esa deplorable camiseta es la historia que posee la ciudad con el rock and roll, ya que allí se encuentra el Salón de la Fama del mismo y la idea de la franquicia fue reconocer a las bandas más icónicas que tuvieron el honor de ser incluidas en el lugar. 

La C es, por supuesto, de los Cavaliers de Cleveland, a la vez que la L es por los Sex Pistols, la E por The Who, la V por David Bowie, la E por Metallica, la L por The Beatles, la A por Nirvana, la N por NWA y la D por Pink Floyd. 

Pueden estar tranquilos, la NBA sorprendió una vez más, extendiendo sus alas hacia otras vertientes para sumar aún más adeptos. No solo es lo correcto, sino también algo estrecho. Un verdadero derecho con la música, el rock y el show.

 

 

Ignacio Miranda/ [email protected]
En Twitter: @basquetplus
En Twitter: @nachomiranda14

Compartir

 



X